deportes Actualizado el 21/04/2011

Final Copa del Rey: Partido Real Madrid vs Barcelona

copa del rey madrid 2011 mestalla

Dieciocho años más tarde, el Real Madrid volvió a ganar la Copa del Rey después de dos temporadas sin ganar nada. Los ‘merengues’ volvieron a sentir el sabor de la victoria. Por obra de José Mourinho, en primer lugar por la estrategia – los jugadores reconocieron al final – después de Cristiano Ronaldo, el gran gol que le valió la “jarra”, y la mención de”gigantes” de Ricardo Carvalho, Pepe y Casillas y todos los ‘merengue’ en los 120 minutos.

Le tomaron 102 minutos alcanzar la victoria a los merengues. Y luego 18 más de sufrimiento por contener el batallón. Pero la obra les valió por todos los demás y era grande. Marcelo Di María acompañado por la izquierda y el ex jugador del Benfica cruzado al segundo palo. Ronaldo dio el fulminante golpe de gracia contra el Barcelona.

Contraataque para ganar

Mourinho volvió a apostar por un medio campo, con Xabi Alonso, Pepe y Khedira. Özil sustituto el sábado, fue el titular en lugar de Benzema, Cristiano Ronaldo hizo un falso ‘9 ‘. Del conjunto catalán, Guardiola hizo el centro de Mascherano al lado de Piqué y se mantuvo el resto como original.

Antes de la fiesta, hubo mala suerte y sufrimiento. La primera parte estuvo dominada por el Real. Controlando el centro del campo, cortando muchas de las transiciones del rival y las ocasiones de algunos de anotar, la mayoría de los cuales se acercaron brevemento. Pepe apareció en el área de “9”, más fuerte que Daniel Alves tras un centro bien desde Özil y golpeó en el hierro.

Casillas es aún el número 1 del mundo

En la segunda mitad, el Barça sólo tuvo una ocasión decisiva a los 89 minutos y ganó Casillas. El internacional español se puso de pie para todos. A tan sólo 90, los madridistas dieron las primeras señales de vida tras una segunda parte donde fueron esclavos del Barcelona. Di María flexionado a la mitad y envuelto con el pie derecho. No brilló Pinto.

En la ampliación de prórroga todo volvió a ser más equilibrado. Y Ronaldo, que hasta entonces no había tenido una visión grande, señaló su gol que condenaba el partido contra los culés.  El Barça sintió muy de cerca la victoria final. Sin embargo, ni la expulsión de Di María, con su segunda tarjeta amarilla, después de derrocar a Messi, podrían deteriorar la reunión de este partido condenado contra los catalanes.

Redacción
Tópicos:
  • Publicidad
  • Publicidad
comentarios 0
Nota: Los comentarios de este sitio que son publicados quedan bajo responsabilidad exclusiva de sus autores. Bulhufas.es se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que pudieran resultar abusivos, ofensivos o con lenguaje inadecuado.
Más titulares al azar

Publicidad